ATENCIÓN Esta versión es de archivo, la información aqui presentada puede cambiar en un futuro. Ingresa a la nueva versión de este blog desde el siguiente link http://www.ladob.ml

jueves, 25 de noviembre de 2010

¿Hasta donde llega el humor?


Desde genialidades como Alberto Olmedo, Jorge Porcel, Carlitos Balá y tantos otros personajes de los '60 '70 y '80 a algunos de décadas actuales como los programas Cha,cha, cha, Todo por $2 o Capusotto y sus videos a pseudo-humoristas callejeros o la mediocridad de fenomenos de Internet o televisivos como Videomatch. ¿Hasta donde llega el humor? ¿A costa de que o de quien? ¿Que meritos o actitudes tiene que tener alguien para ser considerado humorista?
Este no es un planteo etico, sino más bien humano. La decadencia social de una parte de las personas, que aún en siglo XXI se rien de otros y/o realizan humor a costa de otra persona.

Estaba viendo -en realidad, escuchando- esta ¿broma? donde la persona que la realiza: un hombre imitando la voz de una mujer, exita a un señor de 56 años, separado - según le comenta- y facilmente deducible con un problema grande de soledad que llamó a una linea de chat telefonico para como podemos también imaginar poder hablar con una mujer. Con el correr de la charla cada vez se torna menos gracioso y al borde de lo patetico. Me cuesta comprender como hay personas que les puede llegar a causar gracia semejante cosa o cosas similares que contiene el sitio web que no se diferencian demasiado de ese audio (y pensandolo un poco mas se puede deber a: problemas psicológicos, adolescencia o inmadures o poca intelectualidad) y si hacen muchas mas bromas es por que hay un público que lo consume y 'festeja' cada nuevo audio realizado a otra 'victima'.
Pero esto, amigo lector, no data de ahora, de hecho, la página donde esta ese audio son, si se quiere, los descendientes de un viejo de antaño que promulgó las bromas telefónicas acá en Argentina como lo es: Tangalanga. De todas maneras existen miles de ejemplos en diversas partes del mundo pero nos remitimos a nuestro país.

Dicen que las segundas partes son las peores y a veces estan en lo cierto, esta segunda camada, 'discipulos' de Tangalanga realizan otros llamados que caén mas bajo que la anterior broma anteriormente mencionada. Como por ejemplo, una que la titulan: "El tonto y el trava" refiriendose a un chico discapacitado que desea tener su debut sexual con un travesti o un caso donde llaman a un señor en silla de ruedas y haciendosé dialisis todos los días, donde le informan que su kiosko es clandestino y tiene que presentarse para aclarar ese asunto. ¿Hace falta estas clase de cosas para hacer reir? Tomar de tonto a un señor exitado que llama por telefono a un chat, no se justifica pero no es nada comparado a hacerse pasar por un discapacitado y por si fuera poco titular esa 'broma' de esa manera. Esto supera todos los limites.
Otro de estos fenómenos es un uruguayo llamado 'El Bananero' cuyo guión principal para su humor es insultar o decir palabras obscenas. Cosa que no me molesta en absoluto, me parecen divertidas algunas parodias que hizo, ya que las personas de las parodías no se sienten afectadas.

En la calle hay muy buenos humoristas, mucho mejores que los de la t.v o menos conocidos que los fenómenos de Internet, pero también hay quienes se parecen a estos ultimos. Recuerdo a una persona que en ocasiones sube al tren TBA con la cara pintada de un color blanco que intenta hacer humor pero se basa en criticar el aspecto fisíco de cada pasajero o su actitud, que lejos de crear risas provoca la incomodidad de la mayoría que viaja en el transporte.

Ya quedan pocos humoristas, los que realmente saben de humor. Ya no hay -ni habrá- comediantes como los inigualables Tato bores, Juan Carlos Altavista, Mario Sanchez, Landrisina, Carlitos Balá y por supuesto Alberto Olmedo y Jorge Porcel.

Un grave error de una parte de la sociedad es reirse a costa de otra persona y otro grave error es que algunas personas crean que así pueden resultar cómicos o peor aún creyendosé humoristas o con un 'don' especial para ello o mucho peor aún, creyendosé actores o con dotes de actuación solo por tener una tendencia a la payasada y al humor fácil o bizarro cuya peor carencia es la faltade humor misma y sostendiendose en risas burlonas o despectivas hacia otro ser humano que rozan la falta de creatividad.

Debería volver el humor picarezco, el humor para toda la familia, que provoque risas de todos hacia todo y no risas de todos hacia uno. La sociedad debe aprender a no reirse de defectos o del fisico de las demas personas y centrarse en otras cosas donde todos puedan reirse y nadie quede excluido. Lamentablemente esto no está tan impuesto en la sociedad como lo esta el sacar defecto de todos en lugar de sacar las virtudes y omitir y reirse de los defectos.
No consumas el humor que se alimenta de un tercero.

Etiquetas: , , , , ,

0 comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.

Suscribirse a Enviar comentarios [Atom]

<< Página principal